"Santiago Brouard", per Antón Miralles

| Antón Miralles | Opinió
"Santiago Brouard", per Antón Miralles

En las primeras elecciones municipales tras  la muerte de Franco, en 1979, el candidato por la coalición Herri Batasuna, Santiago Brouard,médico pediatra consiguió ser  concejal y teniente de alcalde. El veinte de noviembre de 1984 salí de trabajar  a las ocho  de la tarde, de vuelta a casa por Alameda de Recalde para cruzar a pie el Puente de La Salve y estar en casa  un rato después. Digamos que  diez minutos después de cruzar  la calle Barraincúa,  sin yo  saberlo, tres pistoleros de extrema derecha subieron a la consulta de Santi Brouard, encañonaron a su enfermera y mataron a tiros  al pediatra.

La noticia  corrió como la pólvora por Bilbao y posteriormente por toda España, dada la significación política del Doctor Brouard. Al día siguiente un amigo mío de Barcelona, llegó a Bilbao y  se encontró con todo el  "berenjenal"  la ciudad parada,  capilla ardiente en el Salón Arabe del  Ayuntamiento, por la que pasó medio Bilbao, discursos  exaltados de los jerifaltes de Herri Batasuna, no se detuvo a los sospechosos habituales, pues no los había, aunque todo el mundo se imaginaba lo peor.

 
Hasta  hoy, la cosa quedó sin acusados ni sospechosos de ser  uno de los tres pistoleros.  Años después, parece que el supuesto "ejecutor", andaba por Bolivia en  donde ejercía de asesor de algún cuerpo policial. Pero por lo visto, se echó tierra sobre el asunto y la cosa terminó como un crimen  sin solución. Uno más...
 

Aquesta adreça de correu-e està protegida dels robots de spam.Necessites Javascript habilitat per veure-la.

Antón Miralles

Bilbao, 1954. Resultó ileso tras pasar más de diez años en un colegio de jesuitas, la mili obligatoria en el moro, un par de decenas de años en la banca y otro Antondecenio en varias profesiones honestas. Deportista voluntarioso, lector empedernido, viajero entusiasta, melómano -rock setentero principalmente- y ateo gracais a Dios. Dni a parte, el único carnet que ha llevado alguna vez ha sido el de socio del Athletic Club de Bilbao. Integrante de los tristemente célebres "cinco millones", ha comenzado a escribir para labrarse un futuro próspero y recolectarse algo de "fondos" para la vejez, que está a la vuelta de estas páginas. Su único propósito es entretener, dice. Las obras maestras ya las han escrito otros.

L'article té 203 lectures

(Aquesta informació es publica gràcies al suport dels nostres anunciants, i als subscriptors i subscriptores, que amb el seu suport econòmic i periodístic són la clau perquè Biar Digital continue amb el seu treball diari. Si podeu contribuir fent-vos subscriptors/es per una xicoteta quota de 3 € al mes a fer de Biar Digital un mitjà encara més independent i de més qualitat, vos demanem que ho feu en aquesta pàgina).